Síguenos en Facebook

Alianza por las selvas

Campaña para luchar contra la deforestación

16 de marzo de 2016

Una nueva estrategia apoyada por la “Alianza México REDD+” permitirá una lucha más efectiva contra la deforestación en los tres estados que forman la Península, informó Yves Paiz Merino, coordinador de Iniciativas Subnacionales y Proyectos de Campo de la agrupación The Nature Conservancy (TNC).

El trabajo que se realizará, indicó, tiene como eje central promover que el desarrollo rural sea en forma distinta, lograr que las actividades productivas del campo sean más rentables, sin tener que ocupar nuevos espacios, y, por ende, afectar a más bosques.

Ese proyecto es a largo plazo, sus raíces datan de 2010, cuando en México se planteó combatir la deforestación como parte de una estrategia mundial tomada en común acuerdo por gobiernos de distintas naciones.

—El plan no pretende prohibir que se toquen los bosques, sino usarlos adecuadamente para conservarlos y mantener su importante papel contra el cambio climático —aclaró el especialista—. Se plantea usarlos correctamente y al mismo tiempo ofrecer al productor rural alternativas para continuar con su actividad, incluso mejorarla y lograr mayor rendimiento e ingresos.

Esfuerzo

La Alianza México para la Reducción de Emisiones de carbono por Deforestación y Degradación (México REDD+) trabaja para fortalecer el desarrollo rural y forestal bajo en carbono y las buenas prácticas que lo hacen posible en México. Impulsa y apoya el conocimiento y fortalecimiento de capacidades, principalmente en las comunidades y organizaciones rurales e indígenas del país, así como en entidades gubernamentales a escala regional, estatal y nacional. Con ello contribuye al proceso de preparación y puesta en marcha de la Estrategia Nacional REDD+.

Esa agrupación trabaja con las comunidades y dueños de los bosques y selvas de México, con los gobiernos locales, estatales y federal, en especial, con la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) y con la Comisión Nacional Forestal (Conafor).

A su vez, “The Nature Conservancy” es una organización internacional sin fines de lucro surgida en Estados Unidos, está dedicada a la conservación de la biodiversidad y el medio natural. Esta organización tiene 20 años de presencia en la Península.

Labor conjunta

El entrevistado expuso que hoy día las dependencias estatales y federales que tienen injerencia o programas de apoyo para las actividades en el campo hacen su trabajo en forma separada y sin coordinarse entre sí, de modo que se plantea cambiar esta situación y lograr que laboren acopladas para que su labor rinda mejores frutos.

Para ello, la Federación emprendió un “plan piloto” en Jalisco, Chiapas y las tres entidades federativas de la Península. En esas regiones se aplicarán los cambios y se analizarán éstos para ver sus resultados y después extender el plan al resto del territorio nacional.

Para esto se creará un fondo de unos $10 millones destinados a la Península y que aportarán instancias internacionales.— Megamedia

Esos recursos económicos serán para apoyar las acciones concretas que se realicen al respecto. Todavía no se sabe cuándo llegarán esos recursos económicos ni quien los proveerá ni su destino, pero el fondo quedará constituido este mismo año.

Además se estableció un programa de inversión para la región biocultural del Puuc. Este documento ya tiene identificados los usos de suelo de la zona donde se trabajará.

Como parte de lo anterior se impartió 14 talleres a integrantes del 40% de los ejidos de esa región para que conozcan el proyecto. A raíz de esos talleres ya se sabe cuáles son las 13 prácticas y actividades del campo que deben reforzarse para elevar la productividad y desalentar el uso de nuevas extensiones de monte.

En esa lista están apicultura, reconversión ganadera, agricultura de conservación, rotación de cultivos y ordenamiento del territorio de cada ejido para que los ejidatarios sepan a qué dedicar cada segmento de sus tierras. En el catálogo también figuran milpa mejorada, hurtos familiares, manejo de acahuales, ecoturismo y otras más.

El entrevistado, quien es guatemalteco, detalló que la nueva estrategia se aplicará en ocho municipios del cono sur, donde hay mayor cantidad de bosques conservados y además el gobierno estatal tiene un plan de protección del recurso forestal.

Esas localidades son Muna, Oxkutzcab, Peto, Santa Elena, Tekax, Ticul, Tzucacab y Yaxcabá, fueron seleccionadas desde 2015.

En esa región del cono sur se creó una junta Intermunicipal, el cual es un ente técnico que garantizará que los trabajos continúen a pesar de los cambios de gobierno en las ocho localidades citadas.

Las dependencias que ahora trabajarán en forma coordinada son Seduma, Seder, Sagarpa, Semarnat, Conafor y CDI.

El plan piloto durará cinco años, y se creará un observatorio para medir los avances de las acciones. Todo lo anterior, señaló, muestra que hay buena voluntad y visión para contrarrestar la deforestación.

Cruzada Fondo de $10 millones

Todavía no se sabe cuándo llegarán los recursos, quién los proveerá ni su destino.

Zona Puuc

Como parte de las actividades se estableció un programa de inversión para la región biocultural del Puuc. Este documento ya tiene identificados los usos de suelo de la zona donde se trabajará.

Actividades

En esa lista están la apicultura, reconversión ganadera, agricultura de conservación, rotación de cultivos y ordenamiento del territorio de cada ejido para que los ejidatarios sepan a qué dedicar cada segmento de sus tierras. En el catálogo también figuran la milpa mejorada, hurtos familiares, manejo de acahuales, ecoturismo y otras más.

Sur yucateco

El entrevistado, quien es de origen guatemalteco, detalló que la nueva estrategia se aplicará en ocho municipios del cono sur, donde hay mayor cantidad de bosques conservados y además el gobierno estatal tiene un plan de protección del recurso forestal. Esas localidades son Muna, Oxkutzcab, Peto, Santa Elena, Tekax, Ticul, Tzucacab y Yaxcabá.

Talleres

En el marco del programa se impartieron 14 talleres a integrantes del 40% de los ejidos de esa región para que conozcan el proyecto. A raíz de esos talleres ya se sabe cuáles son las 13 prácticas y actividades del campo que deben reforzarse a fin de elevar la productividad y desalentar el uso de nuevas extensiones de monte.

http://yucatan.com.mx/merida/medio-ambiente-merida/alianza-por-las-selvas