Síguenos en Facebook

Radón, veneno en el agua de La Cantera

"Todo está bien, les dice Conagua”

Hay más casos de leucemia linfoblástica aguda

Carolina Gómez Mena

Enviada

Periódico La Jornada

Jueves 6 de octubre de 2016, p. 39

San José Iturbide, Gto.

Debido a la sobrexplotacion de los mantos acuíferos de la Cuenca Independencia –en la que habitan 500 mil personas y se extiende a lo largo de 7 mil kilómetros–, contaminantes, como el fluoruro y arsénico migran hacia la superficie con el líquido y también lo hacen gases radiactivos, como el radón y torón, sustancias altamente cancerígenas, alertó el Centro de Geociencias (CGeo) de la UNAM.

En conferencia de prensa y en una posterior visita a la comunidad La Cantera, en la que viven mil 500 personas, Marcos Ortega Guerrero, investigador del CGeo, ubicado en el campus Juriquilla, Querétaro, comentó que en la cuenca se han perforado 2 mil 500 pozos, lo cual provoca la sobrexploción del acuífero.

Ante la escasa recarga de los mantos, el agua que se extrae es de origen profundo. Tiene una antigüedad que oscila entre 10 mil y 35 mil años.

En la comunidad de La Cantera el agua está contaminada con gases radón y torón, según un estudio realizado por la UNAM.

Muestras revelaron que el agua para consumo humano tiene mediciones “cuatro veces por encima (2.3 bequereles por litro, Bq/L) de lo establecido como límite permisible (0.56Bq/L)”, según la actualización de la Norma Oficial Mexicana (NOM) 127 SSA1-1994.

En La Cantera han muerto tres niñas y dos adultos por leucemia linfoblástica aguda, presuntamente por haber bebido agua del pozo local, contaminado con radón. Otra menor está enferma y en tratamiento.

A raíz de estos decesos se conformó la agrupación civil Mayoye Angelitos Guerreros, en honor a las tres niñas fallecidas María Fernanda López, Yoselyn Soto y Yessica Aguilar. En marzo de este año enviaron una carta a la UNAM solicitando al CGeo una investigación.

Esta casa de estudios conformó un grupo multidisciplinario de los Institutos de Física, Ciencias Nucleares, Ciencias del Mar y Limnología y el CGeo.

Ortega Guerrero hizo ayer una prueba en la casa de María Fernanda, la cual confirmó la contaminación por radón.

Irelia Baeza Trejo, presidenta de Mayoye, narró que han pedido ayuda a la autoridades. El presidente municipal César Rodríguez (PVEM) cuando estaba en campaña prometió intervenir en el asunto, pero hasta ahora no lo ha hecho.

“Nos preocupa, son tres niñas fallecidas en una comunidad muy pequeña. Pedimos ayuda a la UNAM, porque ya lo habíamos hecho al municipio y desgraciadamente nunca llegó. En la UNAM nos dieron el apoyo que necesitábamos. En diciembre cuando salieron las primeras pruebas las autoridades dijeron que todo era mentira y que iban a venir expertos. Entonces vino Conagua y enfrentó a la comunidad, dijo que todo estaba bien.”

Según la información de la UNAM las concentraciones de arsénico y fluoruro (presente en aproximadamente la mitad de la cuenca) en 250 pozos son hasta “10 veces por encima de los límites tolerables para consumo humano, de acuerdo con la referida NOM”.

En La Cantera hay presencia de radón, por lo cual la UNAM recomendó incorporar sistemas de aireación en la red de abastecimiento de aguas en las tomas domiciliarias. En esta zona no hay presencia de arsénico ni fluoruro.

El radón puede causar leucemia, daño al ADN, aberraciones cromosómicas, mutaciones genéticas, cáncer de pulmón por inhalación y cáncer de estómago por ingestión. El arsénico también origina cáncer. En la Cuenca Independencia (en la cual se encuentra La Cantera), los casos de fluorosis dental por exposición al fluoruro rondan los 50 mil.

Esta sustancia también daña los neurotransmisores y reduce el coeficiente intelectual en 40 por ciento.

http://www.jornada.unam.mx/2016/10/06/sociedad/039n1soc