Síguenos en Facebook

Falta de recursos frena producción de energías renovables: académicos

En el país existe potencial tecnológico, social y ambientalista

Emir Olivares Alonso

Periódico La Jornada

Lunes 5 de junio de 2017, p. 36

México cuenta con un movimiento técnico, académico, social y ambientalista que le permitiría funcionar ciento por ciento con energías renovables en 2050; el problema para alcanzar ese objetivo es de financiamiento, señalaron especialistas universitarios.

Durante un foro sobre energías sustentables realizado en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), subrayaron que transitar de una producción basada en hidrocarburos a una con elementos renovables permitiría que todos los mexicanos tuvieran acceso a energía limpia y de calidad, además de que se pensaría en el futuro y se cerrarían las brechas en la materia.

Manuel Martínez Fernández, del Instituto de Energías Renovables de la casa de estudios, dijo: Los problemas de implantación de energías renovables han sido por no tomar en cuenta a pobladores, y mientras no impulsemos acuerdos de ganar-ganar y cambiemos la mentalidad, no podremos avanzar mucho en ese camino.

Karla Cedano Villavicencio, secretaria de Gestión Tecnológica y Vinculación de ese instituto, mencionó los cuatro ejes o dimensiones del desarrollo sustentable: económico, social, ambiental e institucional. Advirtió que hacen falta alianzas que impulsen el potencial de innovación. Necesitamos una red de capacidades, recursos naturales y tecnológicos, orientada por la cooperación, la apertura de mercados y la calidad de los resultados.

El director del Instituto de Ingeniería de la UNAM, Luis Álvarez-Icaza, consideró que en México aún queda mucho por hacer para que el consumo de electricidad se vuelva socialmente responsable.

Se refirió al Centro Demostrativo y de Transferencia de Gasificación de Biomasa, ubicado en la zona de la planta de composta de Ciudad Universitaria, donde el uso de biomasa de residuos agropecuarios podría representar 35 por ciento de la producción de energía primaria, y si uno restringiera su aplicación a generación de electricidad, podría significar prácticamente el ciento por ciento.

http://www.jornada.unam.mx/2017/06/05/sociedad/036n2soc