Síguenos en Facebook

Invaden 25 hectáreas en beneficio de Heineken

Rubén Villalpando y Juan Ricardo Montoya

Corresponsales

Periódico La Jornada
Martes 4 de julio de 2017, p. 22

Alrededor de 100 agricultores de la colonia Terrazas de Meoqui, Chihuahua, pararon ayer los trabajos de instalación del gasoducto que realiza la empresa Eco Gas a la altura de la carretera Delicias-Meoqui, en protesta porque con la obra se les invadieron al menos 25 hectáreas para beneficiar a la empresa cervecera Heineken, sin recibir indemnización.

El líder campesino José Francisco Gamboa Chacón dijo que la Secretaría de Comunicaciones y Transportes federal (SCT) y el municipio dieron permiso a Eco Gas para construir el gasoducto sin tomar en cuenta al ejido, que es el propietario de las tierras.

Eco Gas instala sin permisos un gasoducto

Agregó que los campesinos cuentan con títulos de propiedad de estas tierras que los avalan como dueños legítimos, incluso hay una demanda ante el Tribunal Agrario contra la SCT, ya que el ejido se fundó en 1944 y en 1945 se hizo la carretera, por eso se le conoce como la 45, pero nunca se indemnizó a los cerca de 100 ejidatarios.

José Francisco Gamboa Chacón, también líder ejidatario, dijo que “los productores agrícolas nos manifestamos y tomamos el lugar hasta que se nos indemnice por derecho de uso de paso y hasta que alguien lo haga, sea Comunicaciones y Trasportes, el presidente Eliseo Compeán, la compañía holandesa Heineken, que es la beneficiaria, o la empresa Eco Gas, que invade los terrenos y es la contratista, porque no permitiremos que continúe con la obra, pues somos los legítimos propietarios de los terrenos, y en este caso están invadiendo las más de 25 hectáreas que nos pertenecen”.

Por lo pronto, los agricultores obligaron a empleados de Eco Gas a suspender los trabajos de instalación del gasoducto, frente a las jaulas de bateo que se localizan en la carretera Meoqui a Delicias, a la altura del poblado El Salado. Gamboa Chacón comentó que uno de los ingenieros le dijo que ya se había pagado el derecho para realizar la obra y le mostró un recibo por un millón de pesos que fueron cobrados por el municipio de Delicias.

El sábado pasado en otra acción, integrantes de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas de Meoqui tomaron la presidencia municipal para manifestar su rechazo a la construcción del gasoducto que proporcionará combustible a Heineken. El objetivo principal es que la autoridad municipal dé marcha atrás en el proyecto y las líneas de gas no crucen la zona urbana, dio a conocer Mario Lerma Sáenz, dirigente de la organización.

http://www.jornada.unam.mx/2017/07/04/estados/022n3est